Friday, April 21, 2006

Invisible, sin poderes...

Ah, entrenamiento para dejar los pañales...
Puede uno tener kilómetros y kilos de formación (y deformación) profesional...
Puede uno leer todos los libros de moda y artículos que hablen del asunto...

Incluso puede uno escuchar los comentarios bien intencionados de gente a nuestro alrededor, que no sé por qué pero los comentarios suenan inocentes (será porque no tienen hijos??)...

Pero a veces basta con platicar con la persona adecuada, que está pasando por lo mismo, y te dá una buena idea... (gracias, Claudia Güera!! )...

Isaac no tiene el mínimo interes de ir al baño, mucho menos sentarse en él. Pero le gusta no traer pañal. Me imagino, pobrecitos, es como traer toalla sanitaria por 3 años. wow. Le gusta decirme que está seco, pero hasta ahí.

Ayer le dije a Aaron que invitara a su hermano al baño cada vez que él fuera; que lo viera, y ya.
Ayer lo invitó 2 veces, e Isaac lo acompañó feliz. Sólo que Isaac hizo pipí invisible. Las 2 veces.
No importa, la cosa es que se acerque al baño poco a poco, no?
Y todo porque su hermano lo invitó.
Cool.

A ver cómo nos va hoy...

2 comments:

Anonymous said...

Me supongo que tienes un bañito de esos de plastico chuiquito para el no?
Y si no lo tienes pues a comprarle uno, porque fijate que igual me paso a mi, el primero de mis hijos no tuvo problemas para dejar el pañal, pero que tal el chuitito, creo que les da un poco de temor el baño.
Solo es una sugerencia

tiny*glowing*fairy said...

jajaja... la Ivana tambien hacia muchas veces pipi y popo invisible.. que parecia que si salio..
pero no.
jajaja..
.. Besitos Claudia Camarena